BLOG

Organismos internacionales piden la aprobación de la ley de paridad en Paraguay

Mujeres

Mujeres-03Representes de ONU Mujeres, la Unión Europea y el Ministerio de la Mujer insistieron en la necesidad de aprobar el proyecto de la ley de paridad democrática en Paraguay, como un paso para garantizar la participación política femenina, según comentaron en la presentación del acto “Mujeres líderes”.

La campaña “Mujeres líderes. La política, nuestro lugar” busca impulsar la implantación de la paridad democrática en el país de forma duradera, más allá de las elecciones de abril de 2018.

La ministra de la Mujer, Ana María Baiardi, apostó por sacar adelante “el proyecto de paridad democrática que se presentó en 2016” y que “hoy es necesario”.

“Tenemos la posibilidad y valemos. No me pueden decir que no hay candidatas. Claro que hay candidatas, solo que no estamos en los lugares elegibles”, explicó la ministra y defendió “la obligación de apoyar a esas mujeres”.

Baiardi no se refirió solo a las candidatas políticas, sino que apeló también a las votantes a exigir la “valía” de su voto, que las autoriza “para seguir reclamando” la presencia femenina.

Paraguay es el cuarto país de América Latina y el Caribe con menor porcentaje de mujeres en cargos políticos, un 16 %, junto con Brasil, Guatemala y Chile, según datos de ONU Mujeres, y solo 12 mujeres lograron un escaño en el Congreso de los Diputados en las elecciones de 2013.

A este respecto, la representante de ONU Mujeres en Paraguay, Florence Raes, estimó que quedan unos 55 años para llegar a la paridad democrática en Paraguay, una cifra que provocó carcajadas entre las asistentes.

Raes reconoció que esas cinco décadas quizá serían más y por eso reiteró la importancia de “visibilizar un participación que ya existe” y “contribuir para crear una opinión pública y un espacio de debate que sea más favorable para una democracia paritaria”.

ONU Mujeres, encargada de implementar el proyecto, cuenta con el respaldo de 425.000 euros (más de 530.000 dólares) de la Unión Europea (UE), lo que supone el 95 % de este proyecto, según comentó durante el acto el embajador de la UE en Paraguay, Paolo Berizzi.

Para Berizzi, “la participación de la vida política de la mujer no tiene que ser vista como una ocupación de puestos”, sino como “la contribución de todos, de hombres y mujeres, de manera igualitaria a mejorar la sociedad”

El representante de la UE en el país suramericano defendió la aprobación del proyecto de la ley de paridad, al que se refirió como un “punto fundamental y más urgente”.

No obstante, Berizzi no limitó la puesta en marcha de la paridad democrática a la esfera política, sino que invitó a que el movimiento “viniera también por abajo”, desde la sociedad civil, e incluso apeló a las asociaciones de hombres para que “ayuden al empoderamiento de las mujeres”.

El embajador puso como ejemplo el caso de las instituciones europeas, donde se han marcado el objetivo del 40 % de inclusión femenina para 2020.

“No estamos haciendo un favor a las mujeres, estamos ayudando a restablecer una paridad que va en beneficio de toda la sociedad”, agregó.

Por su parte, la abogada y feminista paraguaya Line Bareiro señaló que el objetivo ahora es “lograr que se apruebe el proyecto de ley de la paridad democrática” y puso como fecha de tratamiento en el Senado el 8 de marzo, Día de la Mujer Trabajadora.

“Tratemos de poner una fecha máxima, si se puede antes del cambio de Gobierno (agosto) para lograr la ley, si lo conseguimos antes de las elecciones (22 de abril), mejor todavía, pero es muy difícil”, lamentó.

Bareiro también advirtió que en las elecciones generales existen “posibilidades de retroceder, como ya pasó en las municipales (2015)”

“La paridad democrática con nuestro liderazgo significa generar igualdad en un país de desigualdades; es generar una cultura de derechos y obligaciones en lugar de la cultura de privilegios”, concluyó.

Distintos senadores paraguayos presentaron el 8 de marzo de 2016 el proyecto de Ley de Paridad Democrática, para garantizar una representación paritaria de mujeres y hombres en los cargos públicos y en los partidos políticos.

El viernes, 4, la Cámara de Diputados postergó hasta dentro de un mes la votación sobre el proyecto de ley.

Los parlamentarios debatieron sobre la consistencia o no del proyecto y los puntos concretos que generan, y ya generaron en la Cámara Alta, discrepancias sobre la potencial aplicación de este proyecto.

EFE